cropped-mg_5628.jpg Aún no he comenzado a redactar mi primer post en años cuando mi móvil ya me ha avisado que tengo varios wassap, mails, Facebook me marca dos nuevas notificaciones y en mi bandeja de entrada del ordenador tengo 153 mensajes pendientes de leer. Además, si a esto sumo cada una de las cuentas de gestión, llamadas pendientes y mensajes… buff Pero ya puesta voy a  entrar en Adwords y comprobar que se han llevado a cabo los cambios que he realizado esta misma mañana. Si, me acaban de robar 20 minutos de mi tiempo en revisar NADA.

Llevo dos días descansando como los ángeles, durmiendo del tirón y eso me anima a escribir y plasmar ideas de mi inquieta cabeza… y es que en mis horas sin sueño siempre pienso en si todo esto es una continua desconcentración o es que  con este incesante bombardeo de tareas nos volvemos robots multifacéticos. Lo único que me consuela, si es que se le puede llamar así, es que no creo que esto me ocurra únicamente a mi, es una realidad del carrusel digital que nos toca vivir y a mi, dada mi profesión me afecta más directamente.Se trata de la secuela de la era digital, existen numerosas estadísticas y estudios que ya lo tratan de forma directa.

Yo me autoanalizo cuando me sumo en una vorágine de pensamientos y mi cabeza se va de Roma a Japón en un segundo, vuelve, se toma unas cañas, charla, se relaciona y sigue su actividad. Si, en un segundo le da tiempo a realizar una serie de cuestiones que en otras circunstancias le pudieran llevar semanas. ¿Desconcentración? No señor!

Emprendo una actividad, a los dos segundos ya le he sumado tres mas, a los diez minutos ya voy por la actividad número veinte pero tengo presentes de la 1 a la 20 y mi cabeza las está procesando todas, reemprende la 5, salta a la 8, rebobina y vuelve…

No estoy acostumbrada a estar presente en el presente, mi cuerpo si está pero mi cabeza me abandona y luego vuelve. No estoy distraída señores, tengo atención parcial diversificada en mil y una cuestiones. Lo único que anhelo es conectarme conmigo misma pero me doy cuenta que eso lo consigo a través del sueño, sin descansar ni soy yo y eso me produce estrés, ansiedad, agobio y una sensación de llegar tarde a todo, de faltarme mi tiempo y mi aire… y dicho esto y ya que estoy en racha…me voy a descansar para reencontrarme conmigo!!

Si alguien me entiende que sepa que no es raro…que es una virtud, que la gente nos tilda de extraños, que nos quieren crear complejos pero que esta sociedad condena el talento ajeno fruto de la envidia. Y ahí queda eso…

Anuncios